Dos horas de luna roja


Dos horas de luna roja

El espectáculo no se volverá a repetir hasta el 27 de julio de 2018

El cielo no fue anoche el mejor aliado para contemplar el eclipse total de luna, ya que las nubes impidieron a los miles de científicos y aficionados que se concentraron en numerosos espacios abiertos del país disfrutar de un espectáculo que no se volverá a repetir hasta el 27 de julio de 2018.

Como ocurrió el pasado 4 de enero, cuando las nubes frustraron el primer eclipse del año (aunque en aquella ocasión se trató de uno parcial de sol) el cielo ha estado hoy muy nuboso en grandes áreas de la península y en los archipiélagos.

Los más afortunados han sido los ciudadanos que han seguido el eclipse desde el cuadrante noreste (algunos observatorios catalanes han ofrecido las imágenes más nítidas) y en menor medida los que se han reunido en la cima más alta del país, el Teide (Tenerife), aunque las nubes han impedido allí la observación continuada.

Miles de personas han buscado espacios abiertos, como playas, azoteas, miradores o cumbres para observar el fenómeno natural que se produce cuando la Tierra se interpone entre el Sol y la Luna.

Nubes en el interior

En el centro peninsular, las nubes han impedido la observación del eclipse, y lo mismo ha ocurrido en prácticamente toda la mitad noroeste de la península.

En las redes sociales se han sucedido los mensajes de frustración de numerosos ciudadanos que no han podido contemplar el fenómeno, aunque también se han cruzado los de numerosos internautas que sí han disfrutado la observación, la mayor parte de ellos procedentes de Cataluña y de otros puntos del litoral mediterráneo.

El punto máximo del eclipse se ha producido en torno a las 22:15 horas (hora peninsular), pero la fase de totalidad ha comenzado casi una hora antes (aunque en ese momento era difícilmente perceptible debido a la claridad que todavía había) y se ha prolongado hasta pasadas las 23:00 horas.

No completo

La sombra de la Tierra ha eclipsado la luna, pero en los lugares donde el fenómeno ha sido visible se ha comprobado que el astro no ha llegado a desaparecer por completo, ya que los rayos de sol difuminados a través de las diferentes capas de la atmósfera sí han contribuido a iluminar, aunque muy débilmente, la cara visible de la Luna.

Su aspecto ha sido además ligeramente rojizo, debido, según han explicado varios científicos, a la cantidad de partículas en suspensión provocadas por las emisiones de varios volcanes durante los últimos meses.

El fenómeno ha sido visible en toda Europa, África, Asia y Oceanía, según los datos del Observatorio Astronómico Nacional, que ha recordado que cada año se producen entre cuatro y siete eclipses, incluyendo los de Sol y los de Luna, y que normalmente suelen ir acompañados, de forma que uno se produce transcurrido medio ciclo lunar después del otro.

En este caso, el eclipse de luna se ha producido entre dos eclipses parciales de sol: el eclipse del pasado 1 de junio, que fue visible en el Este de Asia y en los extremos más septentrionales de Norteamérica y Europa; y el eclipse del próximo 1 de julio, que será visible en el sur del Océano Índico y en la Antártida.

Video sobre el Eclipse: He de añadir que yo lo vi mas rojiza que en el vídeo, ademas de que ya estaba acabado el eclipse completo. Cuando tenga las fotos de los usuarios las publicaré

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Astronomía

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s